Borraja propiedades Abecedario de la salud

Borraja propiedades Abecedario de la salud

La borraja (Borago officinalis), es una especie de la familia de las boragináceas, originaria de Siria aunque muy extendida alrededor de los países Mediterráneos y Sud Americanos. Su uso habitual es el gastronómico, ya que su forma de cocinarla es muy variada. Se puede cocinar de todas las formas posibles: cruda o cocida, hervida, al vapor, frita o salteada, e incluso como postre.

– Más información: es un vegetal de bajo valor energético y con alto contenido en agua. Es una verdura rica en antioxidantes gracias a su contenido en vitamina C y beta-caroteno.

En el caso de la borraja, la pro-vitamina A está camuflada por la clorofila, pigmento que contienen los vegetales y que les confiere el color verde. Es muy rica en calcio, potasio, hierro además de otros minerales como el magnesio, fósforo y zinc. De entre sus múltiples beneficios, debemos tener en cuenta su efecto diurético, sudorífico, emoliente y desintoxicante.

– Lo que es bueno saber: La borraja es una planta oleaginosa, de cuyas semillas se extrae un aceite rico en ácidos grasos poliinsaturados omega 6. Tiene una especial concentración en ácido gama-linolénico o GLA.

El GLA es un elemento constitutivo de las membranas de todas las células que contribuye a garantizar su elasticidad. El GLA, precursor de los eicosanoides de la serie 1, tiene un efecto antiinflamatorio e hipoalergénico.

 

Receta: Borraja gratinada

Para cuatro personas:

  • 1 Kg de borrajas
  • 30 g de harina
  • 20 g de aceite de oliva
  • 150 g de queso rayado
  • ½  L de caldo de cocción de las borrajas
  • 3 dientes de ajo
  • Sal

1.- Limpiamos y lavamos las borrajas, cortándolas a trozos de 4 cm aproximadamente.

2.- Cocemos en agua hirviendo con sal, hasta que estén al dente (blandas por dentro y firmes por fuera). Escurrimos la borraja y reservamos el caldo de cocción.

3.- En una sartén, rehogamos el ajito picado con aceite, y añadimos la harina para preparar el roux.

4.- Finalmente añadimos el caldo de decocción de la borraja hasta hacer una crema con textura bechamel.

5.- En una fuente, ponemos la borraja escurrida, añadimos la crema de borraja y finalmente espolvoreamos el queso rallado.

6.- Finalmente, gratinamos en el horno y servimos.

Compártelo con tus amigos
  • gplus
  • pinterest

Deja tu comentario

Los comentarios en este blog están moderados. No aparecerán publicados hasta no ser revisados por un administrador.