La Dieta de Aporte Proteico (DAP) es un método reconocido y validado para perder peso. Se define en primer lugar por un aporte casi exclusivo de proteínas de alto valor biológico que protege la masa magra (músculos, órganos, etc.), y en segundo lugar por una reducción importante de aportes de glúcidos (azúcares rápidos o lentos) y de lípidos (grasas). La pérdida de peso es eficaz y por lo tanto muy motivadora.

La fase “estárter” estricta dura de 1 a varias semanas según el peso que se tiene que perder. Luego siguen dos fases mixtas para llevar a cabo una acción continuada. Posteriormente, la reducción alimentaria se desarrolla en dos fases, en las que se consumen en cantidades limitadas azúcares lentos, fruta y grasas. Finalmente, la última etapa, basada en los principios de la Ritmonutrición, consiste en alcanzar una estabilización ponderal.

La DAP es pues:

  • Aportar mayoritariamente proteínas provenientes de proteínas de leche, huevos, soja, o guisantes, de calidad controlada y con alto valor biológico, es decir que aportan todos los aminoácidos esenciales,
  • Proteger la masa magra y modificar la silueta perdiendo la masa grasa,
  • Aportar los aminoácidos específicos para preservar el dinamismo, la vitalidad y la motivación, y para modular el hambre y la saciedad,
  • Generar un nuevo metabolismo para producir los cuerpos cetónicos que actúan como “corta-hambre” naturales,
  • Reducir considerablemente los aportes de azúcar y grasas,
  • Asimilar los principios de una alimentación sana y razonable para alcanzar una estabilización ponderal.

El seguimiento de una DAP necesita un control médico personalizado, que tiene varios objetivos:

  • Verificar el buen estado de salud del paciente (ausencia de enfermedades “graves” como la insuficiencia hepática, renal o cardiovascular, la diabetes insulinodependiente, la anorexia, etc.),
  • Explicar las propiedades de cada fase para garantizar el resultado y mantener así la motivación psicológica,
  • Garantizar un aprendizaje nutricional personalizado.

Los productos disponibles para seguir una DAP:

  • Son cómodos: unos formatos prácticos tanto en casa como en el trabajo o de viaje, unos platos listos para tomar;
  • Disponen de una amplia gama de sabores y de formatos para evitar  la monotonía y obtener un placer gustativo actualizado de forma permanente,
  • Responden estríctamente a las reglas legislativas europeas para una mayor seguridad de uso.

La DAP no constituye la “enésima” solución milagro para perder peso. Es ni más ni menos que un método científicamente validado que ofrece unos resultados duraderos para todas aquellas personas con sobrecarga ponderal que quieren reconciliarse con su cuerpo.

Pin It on Pinterest

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web. Cómo configurar

YSONUT  SL informa  al  usuario  de  que  tiene  la  posibilidad  de  configurar  su navegador de modo que se le informe de la recepción de cookies, pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro.

A continuación le proporcionamos los enlaces de diversos navegadores, a través de los cuales podrá realizar dicha configuración:

Cerrar