Qué dieta escoger para perder peso de forma duradera

Qué dieta escoger para perder peso de forma duradera


Perder peso es la primera etapa del proceso de adelgazamiento. La segunda corresponde a la estabilización de los resultados. Ésta será duradera si las condiciones de pérdida de peso han sido satisfactorias.

 

1- Recibir la ayuda de un profesional de la salud

En el marco de la Dieta de Aporte Proteico, el médico o la dietista son profesionales de la salud, expertos en nutrición y en los diferentes métodos de adelgazamiento. Para reforzar su motivación, controlan de manera regular todos los resultados, a la par que le administran una complementación adaptada con el fin de evitar unas carencias nutricionales  que pueden ser un freno a su adelgazamiento. Así pues, sea fiel a su nutricionista. ¡Ésta es la verdadera clave del éxito!

2- Respetar las reglas de los diferentes metabolismos – catabolismos


Las calorías aportadas por los alimentos son esenciales para nuestras funciones vitales. Las proteínas, los lípidos y los glúcidos participan en los mecanismos de “asimilación–transformación”.

Las calorías no utilizadas o que no son aportadas en el momento adecuado para su transformación según las pautas ritmonutricionales, no cumplirán  una función energética, sino que servirán como reserva de grasa (almacenamiento). Un buen régimen debe gestionar los aportes nutricionales basándose por un lado en el control de los movimientos “entrada-salida” de calorías (estudio de los metabolismos), y por otro en los parámetros que dicta la Ritmonutrición (4 ingestas al día, aporte de nutrientes en el momento adecuado).

3- No engendrar frustraciones


Un buen régimen no debe afectar nuestro comportamiento, ni conducir a padecer compulsiones, de cualquier tipo que sean (alimentos, alcohol, etc.).

Para evitar las frustraciones, hay que olvidarse totalmente de los regímenes drásticos, que prohíben los alimentos ricos en micronutrientes. Idealmente, se deberían consumir unos alimentos que poseen un importante “efecto saciedad” (proteínas), al mismo tiempo que se privilegian por un lado los alimentos con un índice glucémico bajo (cereales integrales, verdura) y por otro lado las grasas buenas (poliinsaturadas). Y también es necesario aportar ciertos micropeptidos ricos en l-tirosina l-triptofano, que ayudan al buen funcionamiento del equilibrio nervioso.

4- Garantizar que el peso perdido es de grasa y no de músculo


Una pérdida de peso duradera pasa necesariamente por una pérdida de masa grasa, que permite la instalación de un nuevo esquema corporal harmonioso. Para perder grasa, conservando la masa magra, hay que consumir proteínas.

En una dieta de aporte proteico, se pone el acento sobre las proteínas de alta calidad que contienen aminoácidos esenciales, con un contenido de 1,2g a 1,5g de proteínas/kg de peso corporal.


El mantenimiento de los resultados depende de
una estrategia nutricional global que implica: a un profesional de la salud, unas reglas ritmonutricionales basadas en los metabolismos, en los relojes biológicos y en la densidad nutricional y micronutricional de los alimentos. Todo esto permite la aceptación del régimen favoreciendo la pérdida de grasa corporal.

Compártelo con tus amigos
  • gplus
  • pinterest

Deja tu comentario

Los comentarios en este blog están moderados. No aparecerán publicados hasta no ser revisados por un administrador.